Es la guerra

Hace unos años un militar español se lamentaba en la revista Defensa de la reducción en España de unidades de montaña. Según el militar no se debiera olvidar que las principales avances de tropas extranjeras hacia el territorio peninsular español había sido por los Pirineos. España ya formaba parte de la entonces llamada CEE y este señor aún temía una invasión francesa. Algo de eso queda en la mentalidad de quiénes organizan nuestra defensa nacional.

Si uno mira la organización del Ejército de Tierra se encontrará, dejando aparte las unidades de las plazas africanas y archipiélagos, con cuatro brigadas sobre vehículos acorazados de diverso tipo y cuatro brigadas ligeras. El espectro de fuerzas va desde carros de combate de 70 toneladas a soldados a pie. ¿De quién nos defienden los primeros? ¿Hasta dónde se transportarán a los segundos para combatir en qué circunstancias? La realidad de nuestras fuerzas armadas, dejando otra vez la defensa de la soberanía de los territorios “extrapeninsulares”, es la realización de misiones de paz en lugares remotos. Ni nuestros soldados en sus bestias de 70 toneladas reviven las batallas acorazadas de Kursk o el Sinaí, ni caminan a pie con la impedimenta al hombre tal cual lo hacían las mulas de Mario. Sus misiones actuales y reales les obligan a patrullar carreteras y caminos en vehículos de ruedas. ¿Son estos los adecuados y convenientes? En El Tirador Solitario dan una respuesta.

P.S.: Feliz 470º aniversario a todos los que tenemos a San Juan Nepomuceno por patrón.

DesiertosLejanos.com en la tele

Luis Fernando Areán era asiduo a foros de debate sobre escepticismo científico. Allí se curtió discutiendo con creacionistas y demás fauna. Cuando los medios de comunicación del Lado Oscuro empezaron a darle cancha a los defensores de las teorías conspiranoicas sobre el 11-M se encontró con los mismos recursos argumentativos. Supongo que por aquella misma época yo andaba soltando azufre por las orejas al leer cosas como “en los atentados yihadistas siempre hay terroristas suicidas” o “un traficante de droga a pequeña escala nunca podría ser yihadista”. La sensación de que nadie estaba dando la necesaria respuesta a las falacias que los conspiranoicos lanzaban sin rubor llevó a unir esfuerzos. Así nació Desiertos Lejanos, el blog y foro de referencia a la hora de destripar las teorías conspiranoicas sobre el 11-M.

La labor de Desiertos Lejanos es colectiva, pero esta noche Luis F. Areán le pondrá cara en El Debate de CNN+. Será a las 21:00. Los que no tenemos TV esperamos pronto verlo circular por Internet.

P.S.: Vía Escolar.net descubro que Leo Bassi ha hablado en su web de un curioso personaje, Gordon Thomas, al que Jaime Ignacio del Burgo tomaba como fuente en sus elucubraciones conspiranoicas. En el artículo se enlaza a un artículo de Desiertos Lejanos, obra de Issa Al Isbani. Estoy seguro que se sentirá honrado por tan ilustre “enlazador”. :D

El día que el periodismo murió

Arcadi Espada pilla en falta a los periodicos El País y a El Mundo. Se les ve el plumero, diríamos tomando el nombre del blog de José Antonio Martínez Soler. A ese abismo Íñigo Sáenz de Ugarte lo llama Universos Paralelos. Ignacio (antes “Nacho”) Escolar sentencia: El Mundo miente.

El mayor atentado terrorista de la historia de España y la única manera de enterarte sobre qué pasa con el proceso judicial es confiar en los bloggers y frikis. Hasta El País copia y pega de ellos.

United Pijas of Lebanon

El certamen World Press Photo suele tener por foto ganadora alguna que muestra seres humanos sufriendo o en medio de una tragedia. En 2004 la foto ganadora mostraba el tsunami del Sudeste Asiático. La ganadora del 2005 la hambruna en Níger. La ganadora del 2006 es la siguiente:

World Press Photo 2006

Íñigo Sáenz de Ugarte y Juan Varela hacen los oportunos comentarios. Yo al ver la foto lo que he hecho ha sido recordar la polémica más surrealista y descacharrante que este blog ha mantenido con los neococos de la blogosfera hispánica.

LíbanoHace exactamente dos años, el 14 de febrero de 2005, moría asesinado el primer ministro libanés Rafik Hariri . Una fuerte movilización social concluyó con la retirada de las tropas sirias del país. Pareció que los semanarios de actualidad política se pusieron de acuerdo en mostrar a exultantes jovencitas libanesas de buen ver en sus portadas. No fui el único al que llamó la atención el asunto. La blogosfera se llenó de fotos de manifestantes libanesas. Alguno apuntó que no había que perder de vista que se trataban de pijas maronitas. Los prosirios replicaron con grandes movilizaciones en la calle. Pero eso es ya otra historia. Elucubré que los reporteros gráficos destacados en la zona, hartos tras años de trabajo cubriendo guerras, atentados y violencia política en general, le habían dado gusto al cuerpo (de sus cámaras) fotografiando chicas estupendas.

Un neococo estadounidense parió la “teoría de las tías buenas en política”. Según él los movimientos sociales de vanguardia se podían distinguir porque a él se unían las “tías buenas”. Tomaba la “Revolución Naranja” de Ucrania y contrastaba las atractivas estudiantes de la oposición con los rudos mineros que apoyaban al gobierno. También comparaba fotos de hippies decrépitas tomadas en manifestaciones contra la invasión de Iraq con las de periodistas y comentaristas de la cadena FOX, versiones estadounidenses de Ana Obregón con el cerebro de Jiménez Losantos. La ocurrencia fue aplaudida en la blogosfera hispana por los neococos patrios. Alguno apuntó: ¿Acaso las tías más buenas y pijas no suelen ser del PP? ¿No son las chicas de derechas siempre tan elegantes?. Nada que ver con esas progres tan zarrapastrosas.

El asunto era en sí una chorrada. Pero yo decidí llevarlo al lado contrario. Al de la belleza masculina. ¿Entendieron la broma? Noooooo… Lean los comentarios. No tienen desperdicio. Al menos de esto saqué algo positivo: Cada dos por tres recibo visitas a mi blog de personas que busca “tíos buenos” en la Red. Menudo chasco. No hay foto mía. :D

Un desierto lejano llamado Sahel

El Sahel es la franja meridional del Sáhara. Allí donde termina el desierto y comienza una zona de sabana . Habitada por pueblos nómadas, las rayas de los mapas trazadas con tiralíneas en las metrópolis de las potencias coloniales son una mera ficción cartográfica. Allí en el vacío del desierto, donde no llega la acción del Estado, se dan las circunstancias para que el vacío de poder lo ocupen fuerzas subestatales que no prestan servidumbre a las fronteras y tratados internacionales.

Las redes yihadistas han llegado al Sahel. Y Estados Unidos ha considerado la zona un escenario más de la Operación “Enduring Freedom”. Mientras las fuerzas de operaciones especiales entrenan a los ejércitos locales, personal sanitario militar antiede a la población civil con vistas a ganar corazones y mentes a largo plazo. A las iniciativas estratégicas para el Sáhara y Sahel se añade la creación de un mundo militar regional orientado a África.

Mientras tanto, en un planeta lejano llamado España parte de la derecha política y mediática se empeña en convencernos con ridículas teorías que el atentado del 11-M no fue cosa de redes yihadistas sino de una especie de GAL. Para ellos Rodríguez Zapatero es más culpable que Bin Laden.

José María Irujo, periodista de El País nos cuenta lo que allí pasa en la edición dominical de ese diario. El que avisa no es traidor.

El futuro se llama AFRICOM

El término “Gran Juego” se emplea para refererirse a la rivalidad entre los imperios rusos y británico en Asia Central durante el siglo XIX. No fue su autor, pero fue popularizado por Rudyard Kipling. Durante la Guerra Fría aquella región tuvo una reedición que dio paso a la carrera por el acceso a los recursos energéticos de los “stanes” tras la disolución de la Unión Soviética. La idea es aplicable a otros lugares del planeta. Como uno que tenemos cerca de casa.

canariasVía ComingAnarchy.com me entero que el ejército de los Estados Unidos ha creado un mando regional encargado del continente africano. Se llamará AFRICOM (Africa Command). No hay que darle más vueltas. Nuestro Flanco Sur profundo es un lugar de lo más interesante pese al desinterés general en España. África es ese lugar ignoto del que salen cayucos sin saber por qué sus habitantes quieren venir. Alguno descubrirá ahora con sorpresa la existencia de una Pan Sahel Initiative y una Trans-Sahara Counterterrorism Initiative impulsadas por EE.UU. Alguno señalará al auge de las inversiones chinas en África y el deseo de robar influencia y aliados en el patio trasero de Francia como razones para un proyecto neocolonial (y tal y Pascual). Pero tras la conversión del Grupo Salafista para la Predicación y el Combate en “Al Qaeda en el Magreb” deberíamos pararnos a pensar si nuestro Flanco Sur se detiene en Ceuta y Melilla. Mientras les dejo con Nick Tattersall en Reuters y Simon Tisdall en The Guardian.

Cogiendo el paso

Este blog sale de su letargo y lo primero es ponerse al día. Lo bueno es que la blogosfera continúa de guardia.

Moeh en Guerra y Paz ha seguido la noticia de los rumores y desmentidos de una posible “OPEP” del gas natural. La alianza energética ruso-argelina apareció en el radar de este blog allá por marzo de 2006. Sólo que la ecuación se ha complicado de una forma interesante.

Se aproxima el juicio sobre el 11-M. Si algún pacífico lector se siente acosado o abrumado por el amigo plasta de turno que ha visto demasiados capítulos de Expediente X y le da la vara todo el día con chorradas conspiracionista hará bien en leer el blog colectivo Desiertos Lejanos. Estos días ha publicado uno, dos y tres artículos. Su foro sigue, como siempre, bastante activo.

Siete artículos y otro más fuera de serie. Dos más en la recámara. Irán ha consumido bastante atención en este blog. Más de la de que debería, creo. En EE.UU. los neocons insisten en anunciar la hora de las tortas. Sospecho que vamos camino de una nueva versión de la guerra fría en Oriente Medio. Más páginas para el eterno conflicto en la zona y más trabajo para los diplomáticos. Por eso espero acabar con el asunto pronto. Hoy poca enjundia posmoderna que rascar.

Anuncié que estaba preparando un ensayo donde cristalizara de forma teórica mi visión de la transformación de los conflictos. Dispersada mi mente con un puñado de proyectos descubro que Martin Van Creveld tendrá nuevo libro pronto. Para que se hagan una idea. Van Creveld publicó “The Transformation of War” cuando en España todavía existía una cosa llamada B.U.P. y un servidor se atascaba con las matemáticas y el latín. John Robb verá el suyo en abril. Como no me dé prisa lo que tengo que decir sonará a verdades de Perogullo. O no. Dada la ausencia de traducciones al español de determinados autores y títulos.

Esperé en vano la traducción al español de “Imperial Grunts” de Robert D. Kaplan. Asi que me animé a pedirlo a Amazon. El libro lo he devorado en un fin de semana. Mis puntos de partida son diferentes al de Kaplan. Mis conclusiones sobre la transformación de la guerra parecidas. Con todo lo leído en este letargo, la sección Biblioteca crecerá. Aunque empieza a ser preocupante que en mis estanterías apenas haya libros en cuyo título no estén las palabras guerra, conflicto, terrorismo

Espero algún cambio menor en el blog: Importar artículos de mi viejo blog, recuperar la “Biblioteca del Lobo Estepario” y atender nuevas aéreas geográficas. Si la actualidad no lo impide.

Mientras tanto… En Afganistán todo los entendidos hablan de una primavera caliente. Y el presidente del gobierno ha anunciado que España no reforzará su contingente. Muy preocupante.